Entre tubos y concreto viajaban siete indocumentados

NUEVO LAREDO, Tam.- Aunque parezca increible, un grupo de siete indocumentados viajaba debaja de una improvisada casma de tubos de acero y bloques de concreto con el fin de no ser descubiertos por autoridades migrastorias estadounidenses.
Viajaban 17 mujeres y hombres aspirantes a “bracero” en los Estados Unidos, según el reporte de dos casos, por separado, de la Patrulla Fronteriza del Sectore de Laredo,
Originarios de Guatemala, Honduras, El Salvador y México, los ilegales de ambos sexos, que fueron rescatados de un falso compartimiento bajo el piso de un camión utility o box truck, unidad de una sola pieza de cabina y zona de carga, en la estación de Freer, Texas, una hora de distancia al este de Laredo.
De sufrir un choque o volcadura, quizá dejados ahí en caso de huir el chofer, sí que la hubieran pasado mal 17 indocumentados ocultos en un falso compartimiento de un camión de carga, bajo una cama de tubos, soportando costales de cemento y una pila de bloques.
La Patrulla Fronteriza Sector Laredo reportó este caso este suscitado en el punto de revisión o “checkpoint”, cerca de aquel poblado que conecta con Laredo por la carretera estatal 59.
Los agentes federales, revisaron el camión blanco que llegó a la garita, encontraron en la zona de carga, bajo la plataforma, ese compartimiento, con las 17 personas aprisionadas.
Ninguno de los extranjeros indocumentados requirieron atención paramédica, todos fueron asegurados y junto con el chofer estadounidense, entregados a la agencia de Investigaciones de Seguridad Interna (HSI).
En la garita de revisión de la vía que conecta con Carrizo Springs, Texas, fueron asegurados siete mexicanos que viajaban ocultos en el camarote de un camión “quinta rueda” o “18 llantas”, color rojo.
Un perro antidrogas (K9) alertó a guardafronteras sobre anomalías en la unidad, los agentes federales le pidieron al chofer norteamericano, que les permitiera revisar el área del dormitorio y hallaron a los siete mexicanos ocultos.
También el caso con las ocho personas, fueron remitidas a HSI.

¿Qué opinas?