De Eva, a “corruptina” Vázquez Mota

PRESENCIA
ANA LUISA GARCÍA

PRI con políticas de la ONU-Mujeres

1.- Las mujeres ya están en el escenario político con todo lo que esto conlleva. Las de ahora, muy diferentes a Griselda Álvarez en la época de Miguel de la Madrid, o a María Lavalle Urbina primera Senadora de la República, o de Aurora Cruz de Mora primera alcaldesa de Tamaulipas. Nada de eso, las mujeres de nuestro tiempo figuran en la nota “roja política”, disputando los espacios del “amarillismo” a los hombres.

Habrá quienes piensen que las mujeres que a continuación mencionaremos fueron ingenuas, un candor que usualmente se relaciona con falta de experiencia o de capacidad; otros dirán que estos acontecimientos revelan que las féminas no sirven para hacer trabajo sucio; y otro sector podrá pensar que son víctimas de la violencia política (por pertenecer al género femenino), concepto tan de moda como indefinido.

La cuestión es que en esas circunstancias están Eva Cadena Sandoval, de Veracruz; Delfina Gómez Álvarez del Estado de México y Paulina García Achach de Quintana Roo, las tres han figurado en proyección nacional por protagonizar conductas delictivas. Nadie les regateó los espacios televisivos y en todos los medios impresos del país, lo cual no es cualquier cosa.

Eva, quien mordió la manzana de la corrupción, pasó de ser candidata a alcaldesa del Partido MORENA a candidata a desafuero, cuyo juicio de procedencia está en trámite. Usted recordará los famosos 500 mil pesos que recibió para ser turnados a López Obrador para su campaña, por lo menos así lo testifica un video, pues ahora tuvo que depositar medio millón de pesos como fianza para evitar pisar la cárcel mientras se continúa el procedimiento de investigación y se emite un dictamen o sentencia.

Y que me dice de Delfina Gómez Álvarez, también candidata de MORENA a gobernar el Estado de México, envuelta en mayúsculo escándalo por la responsabilidad que como alcaldesa de Texcoco, tuvo en acciones de desvío de recursos de los trabajadores a los que se les aplicaba un descuento para la caja de ahorros, mismos que fueron a dar a la cuenta personal de su entonces tesorero.

Lo cual no ha sido suficiente motivo para bajarla del top en el hándicap por la gubernatura de EdoMex, donde sostiene una competencia muy cerrada con el candidato del PRI, Alfredo del Mazo.

La tercera mujer en escena no está en campaña, ni tiene nada que ver con MORENA para los que piensan que estos episodios son con fines de desacreditar a un partido en especial. Se trata de Paulina García Achach ex subsecretaria de Desarrollo Urbano y Vivienda del Gobierno (priista) del Estado de Quintana Roo con Roberto Borge Angulo.

Ella está vinculada con la venta irregular de terrenos que fueron ofertados por debajo de su precio real, en el mismo delito está involucrada Claudia Romanillos Villanueva. Ambas forman parte de una cadena de denuncias contra el exgobernador Borges.

Entre más oportunidades tenga la mujer de protagonizar actos de poder, mayor será el riesgo de verse envuelta en episodios de tipo penal.

Las mujeres con su 50 % de oportunidades arribaron en el peor momento de la vida política de este país, infestada por la corrupción y por la ausencia de buenos modales a los que estaba acostumbrada a ser tratada por su condición femenina. Aquello de que a la mujer no se le toca ni con el pétalo de una rosa ya no se usa, para ejemplo ahí está Josefina (corruptina le dicen en los “memes”) Vázquez Mota a quien acusaron de recibir 900 MDP del gobierno de Peña Nieto a través de una asociación, a manera de soborno ya se imaginará Usted por qué.

Si Josefina en lugar de competir por la gubernatura del Estado de México se hubiera quedado en su casa, seguramente nadie le hubiera formulado esas acusaciones.

La circunstancia es que hay mucha rudeza en la política del Siglo XXI, eso ocurre incluso entre varones, no debemos esperar una excepción en el tratamiento para la mujer. El que entra al juego político está expuesto al golpeteo, a que lo salpiquen de lodo, etc. El que se lleva, se aguanta y las mujeres ya le entraron a la arena política con todas sus ventajas y desventajas, compartirán curules, el manejo de las arcas municipales y alguna que otra vez las de un estado, pero también serán blanco del golpeteo rudo de la política.

Espacios iguales, tratamientos iguales.

2.- Este jueves la presidenta del CDE del PRI, Lic. Aída Zulema Flores Peña presidirá en Cd. Madero una reunión de trabajo con priistas comprometidos con el instituto político por su trayectoria y por convicciones que en este momento se ponen a prueba. El eje central es analizar el avance del Programa de Registro Partidario, pero será oportunidad para sentar las bases en la construcción real de la unidad interna, tender puentes de entendimiento que faciliten los acuerdos dentro del nuevo modelo que está por lanzarse a partir de la próxima Asamblea Nacional de agosto.

También le comento que el PRI acaba de adherirse a la plataforma “HeForShe” (el por ella) de la ONU-Mujeres, con lo cual se convierte en el primer partido en México, que se suma a acciones concretas orientadas a contribuir en la construcción de mejores condiciones de vida para la mujer a través de políticas públicas, para el efecto el Presidente del CEN, Enrique Ochoa Reza firmó el protocolo correspondiente.

Flores Peña nos reporta que las dirigentes del ONMIPRI Hilda Flores Escalera y Mariana Benítez Tiburcio han expresado que de esta manera el PRI da testimonio de apoyar la igualdad de las mujeres y su empoderamiento, tal como lo hace la ONU en el mundo.

¿Qué opinas?