Traición a la patria…

0
77

Salvo que ocurriera algo espectacular o una tragedia de magnitudes catastróficas se puede dar por un hecho que Manuel Cavazos Lerma y Francisco Javier García Cabeza de Vaca serán Senadores representando a Tamaulipas.

Ambos cuestionados, ambos polémicos, ambos con mucho pasado, y lo que son las cosas, ambos con el corazón latiendo y la adrenalina a todo lo que da porque más que pensar en el Senado ven su futuro.

Le digo por qué… para nadie es un secreto que el ex alcalde de Reynosa, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, pretende ser gobernador de Tamaulipas, que la elección del domingo fue un primer paso para sus planes los cuales va a lograr en la medida que pueda cohesionar al PAN, y en la medida que pueda hacer una buena elección Constitucional en julio de este año.

Su contrincante, Manuel Cavazos Lerma, igual es hombre de ambiciones políticas, en los pasillos priístas no se rumora otra cosa por sus allegados que no sea la posibilidad de que lo hagan Secretario de Estado en caso de ganar la presidencia de la República el PRI, y de ahí, según ellos, tomar por asalto el poder.

¿Son cosas buenas para Tamaulipas?, es harto complicado saberlo, por el lado azul la lógica diría que el comportamiento de Cabeza de Vaca debe ser pulcro en caso de pretender ser gobernador, dar muestras de ser un político a la altura de nuestras circunstancias, y por lo tanto debe dar resultados como primer paso, mientras del lado tricolor Cavazos Lerma puede ser criticado en muchos aspectos, sus vicios, aficiones y debilidades, pero nadie puede cuestionar su capacidad para desempeñar cualquier puesto y con alto grado de efectividad, entonces, lo que esta al azar y genera incertidumbre en los tamaulipecos es saber cual parte de ellos (De Cavazos o Cabeza de Vaca)sacarán los políticos en mención, si la que le hace daño a esta sociedad por el alto grado de corrupción y perversidad que le acompaña, o la que le beneficia al Estado por estar aderezada de logros para los tamaulipecos.

El caso es que en la elección del próximo mes de julio saldrán chispas, uno y otro necesitan el mayor número de votos posibles, uno y otro requieren dar muestras de que cuentan con respaldo popular y trabajan por proyectos serios, y tiene razón, uno y otro conocen todos los pasillos de la política, desde los que están a ojos vistos hasta los más oscuros.

Ahora, junto con sus debilidades y su pasado cuestionado, los aspirantes al Senado van a cargar en algunos distritos con verdaderos lastres como candidatos a Diputados, la verdad, mujeres muy cuestionadas en su trabajo político en el caso del PRI, y en el PAN la traición y las ambiciones políticas triunfaron para allanarle el paso al tricolor, impusieron de candidatos a personajes que ni en su casa los conocen.

Según cálculos de un militante del PAN, de esos de sangre azul, solo tienen oportunidad de ganar el distrito de Madero, se queja amargamente de que la traición de sus militantes fue artera, que prefirieron llegar a acuerdos con priístas y entregar en charola de plata el resto de los distritos antes que ceder en sus pretensiones y acordar entre ellos mismos, es decir, que prefieren debilitar al adversario interno que en el partido.

Sea cierto o falso, hoy los panistas tienen una misión casi imposible, obtener una buena votación en los Distritos y en sus candidaturas al Senado para mostrarle a Josefina Vázquez Mota que no la traicionan por ambiciones personales.

Las evidencias son claras, hubo traición o por lo menos las cabezas de grupo hacen todo para arrebatarse los puestos sin darse cuenta que con ello dejan cómodo el camino a los candidatos tricolores.

La muestra más clara de las traiciones son los nombres de los aspirantes del PAN, lo dicen todo, no hay uno solo que pueda ganar una elección de esa importancia, vea si no:  Distrito 01, Nuevo Laredo, Glafiro Salinas Mendiola; Distrito 02, Reynosa, Humberto Prieto Herrera; Distrito 03, Rio Bravo, Alejandro Llanas Alba; Distrito 04, Matamoros, Carlos Alberto García González; Distrito 05, Victoria, Eugenio Peña Peña; Distrito 06, Mante, Francisco López López;, Distrito 07, Madero, Alejandro Felipe Martínez; Distrito 08, Tampico, Germán Pacheco Díaz.

Otro tema preocupante para el panismo es que no lograron levantar los ánimos de su militancia, y si a eso le agregamos que siguen divididos significa, por ejemplo, que solo el 25 por ciento de los panistas (militantes y adherentes) apoya al candidato Francisco Javier García Cabeza de Vaca al senado, por citar un ejemplo, y tomando en cuenta al que en teoría lleva mayor respaldo.

Más triste para los panistas, y lo que podría incluso complicarles la elección al Senado, es que la izquierda tendrá dos candidatos a diputados muy fuertes, el caso de Juan Genaro de la Portilla en el distrito de Madero, y para Río Bravo uno de los hermanos Guajardo lo que podría mandarlos al tercer lugar en las preferencias, aunque le repito, solo en caso de que ocurriera una tragedia o algo espectacular.

Por lo pronto las evidencias dicen que los panistas en sus pleitos internos no se tocan el corazón para afectar a los contrincantes, atacan con saña y sin pudor, hacen daño sin darse cuenta que a veces les rebota el efecto y entre todos sepultan al partido, todo lo que se vio, es, en realidad, un acto de alta traición de la cual no resultará otra cosa que la debacle del partido.

Les dejo el twitter @gatovaliente para que nos siga, también el correo electrónico y la cuenta de facebook para lo que guste y mande… marcovazquez20001@hotmail.com

¿Qué opinas?