En un bache…

0
87

Lástima que haga tanto frío y no se pueda disfrutar la lluvia aunque sea únicamente por el tiempo que cae ya que dos segundos después tenemos que empezar a lamentarnos de los baches que aparecen por todas partes, verdaderos hoyos que se forman en una ciudad como esta capital que carece de buenos pavimentos producto de que han escaseado por muchos trienios de buenos presidentes municipales.

Detalla un ex funcionario, metido todavía en eso del servicio público, que en algunas colonias sus vecinos fueron a la dirección de Obras Públicas municipales a solicitar pavimentación a sus calles y se llevaron la sorpresa de que en los planos aparecen como que ya fueron apoyadas con ese beneficio (algunas aparecen hasta con pavimento hidráulico, dice), pero no conforme con eso les cobran en el predial más de lo que debería ser, y para acabarla, ya no hay forma de inscribirlas en un nuevo programa de obra por lo que sufren de encharcamientos, lodazales, y hasta de enfermedades ocasionales.

Estos excesos, dice, vienen de la época en que todo se podía (hasta simular obra pública) que data de por lo menos unos 18 o 20 años atrás, el caso es que hoy sufrimos esos abusos de poder y nadie, absolutamente nadie, puede hacer algo al respecto… y si lo pueden hacer fingen demencia.

Pero no es sólo la burla de no hacer obras, otras calles fueron pavimentadas pero hoy da la impresión de que nunca paso ni siquiera una máquina a emparejar, son verdaderos arroyos, la razón es que los trabajos ahí realizados fueron de pésima calidad.

Por supuesto que no es nada difícil encontrar esas fallas, en la colonia Tamatán los vecinos son testigos de una calle que se hace vieja sin pavimentos aunque la autoridad municipal diga que esos trabajos se hicieron hace mucho tiempo, en la López Portillo las calles parece que sólo fueron pintadas y hoy son verdaderos arroyos y en el fraccionamiento Las Flores la situación es similar.

Y como este ejemplo que se da en la capital hay muchos en las diferentes ciudades del Estado, lo mismo pasa en Matamoros que en Reynosa, en Nuevo Laredo que en Tampico, En el Mante que en Tula o Soto La Marina.

El caso es que una pequeña lluvia exhibe malos gobiernos municipales, trabajos mal hechos, y la protección de las actuales autoridades a sus antepasados, o por lo menos, no se conoce una denuncia por haber realizado obras de pésima calidad, o simular que las hayan hecho, que se dieron muchos casos.

Por cierto, y hablando de baches… esta situación de mezclar la política con el actuar de las autoridades ministeriales o de administración de justicia no es buena para México, tampoco la definición de guerra sucia que se le ha dado a la misma, porque fomenta la impunidad, promueve el delito con otro delito, y genera desconfianza de la sociedad haciéndonos pensar que todos se trata de política cuando pudiera darse la situación de que haya delitos que perseguir en algunos casos.

Es verdad que no debe haber tiempos para seguir investigaciones para cualquier tipo de delito, pero hace daño la suspicacia que generan desde el actual gobierno porque después de muchos años (hasta 10 o más de que algunos funcionarios terminaron sus periodos) nos salen con que durante sus administraciones algunos ex gobernadores fueron muy malos, verdaderos delincuentes.

Al respecto, hace algunos años el Consejo Cívico de Ciudadanos de Victoria se pronunció a favor de las campañas negras, de las guerras sucias, decían ellos que más valía conocer a los aspirantes a un puesto de elección popular en campaña que ya gobernando… y por supuesto que tenían razón.

Pero igual en ese sentido es de aplaudirse la frase de la precandidata del PRI al Senado de la República, Guadalupe Flores Valdez, quien sin más dijo que no quería cuestionar, ni descalificar, ni meter las manos al fuego por nadie, pero que creyente de las instituciones considera es un deber que la PGR defienda su prestigio con acciones que tengan sustento jurídico y no ser utilizada en campañas políticas, presumiendo que se ataca a inocentes por la simple necesidad de un voto que se obtenga a como de lugar.

El hecho es que andamos mal en muchas cosas, a la situación de inseguridad se le esta abonando desconfianza y en el río revuelto algunos se visten de inocentes y es posible que así la van a librar, y por si ello fuera poco, los ciudadanos somos los únicos que sufrimos todos esos excesos… lo dicho, estamos en un bache.

Les dejo el twitter @gatovaliente para que nos siga, también el correo electrónico y la cuenta de facebook a sus órdenes para lo que guste y mande… marcovazquez20001@hotmail.com

¿Qué opinas?