El cuarto jugador

0
48

Cd.Victoria, Tam.- Sin el capital político de losmaestros y la plusvalía del segundo oficio que desempeñan en México como es lamovilización electoral, sería impensable el Partido Nueva Alianza, PANAL.

La organizaciónno parece permeada por ideología reconocible, al menos dentro de los parámetrostradicionales.

No defiendeprincipios: sirve a intereses muy particulares y visibles. Es el partido de lasnegociaciones permanentes.

Nacidooficialmente en 2002 como Asociación Ciudadana del Magisterio reconocida por elIFE, evolucionará rápidamente a partido en 2005, con MIGUEL ÁNGEL JIMÉNEZ alfrente, un joven politólogo del ITAM de trayectoria pública inexistente, salvosu amistad con ELBA ESTHER GORDILLO.

Relación que lesignificó a JIMENEZ el ser diputado federal y luego director de la LoteríaNacional.

Curiosamente,este precoz líder partidista, surgido casi por generación espontánea (porcapricho de la GORDILLO) ya no pertenece hoy al PANAL, ni siquiera vive enMéxico.

Tras ser acusadode utilizar recursos de la Lotería para financiar campañas políticas, el hombredefeccionó de todo para aceptar un cargo diplomático en el Reino Unido.

La presidencia dedicho partido pasaría sucesivamente a manos del abogado veracruzano TOMÁS RUIZ(2007), el ex-boxeador y empresario capitalino JORGE KAHWAGI (2007) y un señormuy interesante de nombre LUIS CASTRO OBREGÓN (2011 en adelante), ex-secretarioparticular de la señora GORDILLO cuya hoja de servicios incluye haber trabajadoen el CISEN.

El PANAL parecehaber sido creado ex-profeso como herramienta de transacción electoral de lamaestra GORDILLO.

Recuérdese que enla elección del 2000, el apoyo de ELBA ESTHER a VICENTE FOX se ordenó todavíadesde el SNTE.

Para el 2006 yaexistía el PANAL, cuando la misma dama decide apostarle a dos proyectosparalelos (algo típico de ella), postulando a ROBERTO CAMPA CIFRIÁN comocandidato de Nueva Alianza y apoyando al panista FELIPE CALDERÓN.

Desde el PANALtambién, ELBA ESTHER negociaría en 2011 su pasajera alianza con el priísmo deENRIQUE PEÑA NIETO, relación abruptamente finiquitada la semana anterior.

El propio LUISCASTRO dio mucho de que hablar por estos días cuando se animó a delinear elperfil idóneo de su aspirante presidencial, ojo.

De preferenciadijo que podría ser una mujer con trayectoria política respetable y experienciaen el mando, lo cuál motivó que los medios dirigieran sus reflectores hacia laex-jefa del gobierno capitalino (y alguna vez dirigente nacional del PRD)ROSARIO ROBLES BERLANGA.

Hasta la tardedel miércoles en que escribo estas líneas, la misma ROSARIO había negado teneraspiraciones.

Primeramentedeclaró a un portal electrónico en forma tajante: “No ha habido ningunapropuesta, pero ni aunque la hubiera aceptaría, para acabar pronto. No soy lacandidata de nadie.” (Animal Político, enero 24).

Posición quedespués ratificaría en charla con el periodista JOSE CÁRDENAS, de RadioFórmula: “Creo que hay que ser justos y decir las cosas como son, ellosno me han buscado, pero la segunda es que aunque me buscaran, yo noaceptaría.”

Lo cierto es queeste minipartido se encuentra en vías de añadir un cuarto jugador a la pujapresidencial, hoy cuando ya nos habíamos hecho a la idea de tres opciones: PRI,PAN y el frente de las izquierdas.

Viene alguienmás, en efecto, a todas luces un candidato (a) ciudadano (a), es decir, unafigura externa pues el PANAL no abunda en personalidades relevantes capaces dedar la pelea.

 

Zigzag

*** ACLARACIÓNnecesaria. *** RATIFICO plenamente mi escrito de ayer donde afirmé que el PRIha tenido 20 dirigentes nacionales, el PRD 17 y el PAN 9 desde que se fundó elPartido Verde, aunque el año de referencia no es 1991 (su registro formal) sino1986 (su nacimiento). *** EN 26 AÑOS, pues, los verdes solamente han tenido doscabezas: padre e hijo. *** HUERTO familiar, en efecto, quien lo duda. *** ES OBVIO el contraste con losdemás partidos. ***

 

– BUZON: lopezarriaga21@prodigy.net.mx

 

 

¿Qué opinas?